El deporte durante la infancia y sus beneficios

La práctica de deporte es positiva durante toda la vida, también en la infancia. Uno de los factores más importantes a tener en cuenta es la huella que dejan todas las actividades en la infancia: practicar deporte en los primeros años de vida, facilita que esta práctica se alargue a otros periodos de edad.

Además el deporte infantil es un derecho humano reconocido por la UNESCO, por los valores que representa y los beneficios para la salud de los niños y niñas.

Todos los niños y las niñas pueden practicar deporte, y eso incluye a los niños con necesidades especiales o a los que tienen alguna enfermedad crónica como diabetes, asma o epilepsia. Resulta una excelente forma de integración.

 

Beneficios del deporte infantil 

El deporte infantil tiene beneficios en 4 ámbitos: físico, psicológico, académico y social.

  1. Beneficios físicos: El deporte es un hábito saludable. Está demostrado que la actividad deportiva es un excelente factor de prevención de enfermedades cardiacas, hipertensión, diabetes, cáncer y de la obesidad. El deporte favorece el desarrollo de los músculos y de los huesos y evita el sedentarismo.
  2. Beneficios psicológicos: El deporte estimula la secreción de endorfinas, que son unas sustancias que originan bienestar. Se liberan tensiones. Las personas que practican deporte son más felices y tienen una mejor autoestima.
  3. Beneficios académicos: La práctica de deporte incrementa el flujo sanguíneo cerebral. Tal como dice el refrán “mens sana in corpore sano”. El aumento del flujo cerebral mejora la capacidad de aprendizaje o la memoria, y además favorece la creación de hábitos que pueden extrapolarse al estudio.
  4. Beneficios sociales: El deporte permite a los niños y a las niñas hacer amigos, ganar confianza en sí mismos y es divertido. Se desarrollan valores sociales de gran importancia como el trabajo en equipo, la disciplina, la responsabilidad, la gestión del tiempo o la lealtad. La práctica de deporte previene conductas de riesgo como las adicciones.

 

¿Qué tipo de deporte es el más adecuado para cada edad?

No hay deportes predeterminados para cada edad, aunque en los primeros años de vida, el desarrollo psicomotor todavía se está completando y los niños estarán inmaduros para algunas actividades que precisen que el desarrollo de la coordinación y el equilibrio esté más avanzado. En los primeros tres años de vida las actividades que potencien ese desarrollo van a ser las más adecuadas.

 

 

Hasta los 4-5 años, las actividades deportivas están muy relacionadas con el juego y es la forma cómo se disfrutan. Entre los 6 y los 10 años, lo ideal es que los niños y niñas puedan probar diferentes deportes para poder valorar sus preferencias personales.

Lógicamente la logística familiar y la posibilidad de que el deporte sea una parte más del tiempo en familia también van a tener peso.

En cualquier caso, el deporte escogido debe estar adaptado a las necesidades y a los gustos infantiles. Resultar lo suficientemente atractivo para que comporte un compromiso para mantenerlo en el tiempo.

La competición durante los primeros años no debería ser un objetivo principal, y aunque los deportes individuales pueden tener su espacio, se recomienda los deportes de equipo durante la infancia por los valores que comportan.

Por último, desde el punto de vista médico, tu pediatra puede aconsejarte en función de las características del niño. La revisión médica deportiva va a ser necesaria con el paso del tiempo.

El deporte resulta una actividad excelente no solamente desde el punto de vista físico sino también para el desarrollo personal. Si tú practicas deporte, tus hijos te imitarán.

 

Resumiendo…

  • El deporte es importante en todas las edades, también durante la infancia. Se obtienen beneficios de la práctica deportiva desde el punto de vista físico, psicológico, académico y social.
  • El deporte infantil deber adaptarse a las necesidades y a los gustos de los niños y de las niñas.
  • Considerar el deporte como un tiempo en familia y como una forma más de transmitir hábitos saludables a tus hijos.

Artículo de la Dra. Amalia Arce. Servicio de Pediatría. Enero 2019. 

Publicado también en la Revista Esportiu Maresme