Los celos entre hermanos

Los celos entre hermanos son un fenómeno natural consecuencia de la rivalidad que se establece entre ellos. Aquí tenéis información práctica y un seguido de normas sencillas para evitarla o disminuirla.

La rivalidad está potenciada por :

· La necesidad de atraer la atención de los padres o de tener más atención que otro u otros hermanos.
· La comparación con el hermano y la necesidad de sentirse superior al otro.
· El deseo de conseguir más cosas o privilegios que el hermano.

Los padres no pueden evitar los celos de sus hijos, ya que éstos dependen directamente de la propia capacidad de tolerancia y comprensión de cada niño, de su “manera de ser”. 
Lo que si pueden hacer es potenciar una relación sana entre hermanos y reducir discusiones hasta un nivel aceptable.

 

¿Qué han de hacer los padres ante el nacimiento de un hermano?

Se debe preparar al niño para el advenimiento del nuevo hermano hablándole de él, haciendo que colabore en los preparativos, como el arreglo de la habitación, escoger algo de ropa, etc. Intentar que lo viva como algo suyo o que intente apreciar el concepto de todos, familia, sin efectuar expresiones de diferencia de sentimientos hacia la novedad, siempre adaptado a la edad del o de los hermanos.
Es positivo que se inicien actividades lúdicas o deportivas de ámbito familiar.

¿Qué hacer cuándo ya ha nacido?

Cuando el bebé ya ha nacido es bueno que el mayor ayude en el cuidado del bebé siempre bajo la vigilancia de los padres. 
Se debe reservar un tiempo de dedicación exclusiva para el hermano mayor y llenarlo con actividades que no sería posible realizar con el pequeño. 

¿Qué conducta han de adoptar los padres frente a discusiones?

Dejar que discutan entre ellos sin intervenir favorece que los hermanos aprendan a entenderse. Hay que evitar entrar en la discusión mediante juicios de valor a propósito de las razones de uno u otro hermano.
Si la discusión es excesivamente acalorada o han pasado a la pelea de tipo físico, lo mejor será separarlos sin dar la razón a ninguno.

¿Cómo participan los abuelos y demás familiares ?

Con la misma estrategia que los padres frente al tema de celos, reafirmará la estrategia y se conseguirá entre todos disminuir la intensidad de los mismos.

NORMAS GENERALES

1) Evitar comparar a lo hijos respecto a sus cualidades o aptitudes, ya que la comparación favorece los celos.

2) No hay que hacer lo mismo para todos, ya que siempre resulta injusto puesto que cada hijo tiene sus propias necesidades.

3) Elogiar las cualidades de cada hijo y animarle a que corrija sus dificultades sin compararlo con los otros.

4) Favorecer que cada uno de ellos realice las actividades que más le gustan, potenciando de esta forma los intereses de cada uno. Aunque lo más cómodo es que hagan las mismas cosas, forzar actividades va en detrimento de su libertad. Cuando los niños han sido capaces de realizar tareas juntos o de jugar amistosamente hay que reforzar estas actitudes gratificándolas.

5) Enseñar a los niños a discutir adecuadamente sus conflictos, escuchando al otro y buscando soluciones a sus problemas, será ideal para que disminuyan los celos y crezcan como personas.

 

Última revisión y actualización Junio 2012